“Tu Historia” – Filiberto Martínez

Filiberto_MartinezFiliberto Martínez
28 años
Fotógrafo
Tlaxcala

“Venía enojado a reclamarte, pero ya se me quitó el enojo”

 Pase señora, no piense que porque estamos acostumbrados a que “el automóvil tiene la preferencia” yo tampoco la dejaré pasar, aparte ¿cómo sabríamos que nos encontraríamos al salir de mi casa?

Bueno, ahora sí ¡ya empecé a pedalear y nadie me parará! Nada más tú, conductor del coche rojo colorado que no avisas que darás vuelta a la izquierda ¡aunque sea saca la mano! Es lo malo de que los automovilistas sólo se fijan en los demás autos, en el semáforo o a veces en los peatones… en fin, es lo que me molesta, aquí en Tlaxcala, todavía no hay un espacio definido para la bicicleta, autos y peatones conviven dejando a la bici como algo meramente circunstancial, sabemos de su existencia, pero la siguen viendo como un juguete, o sólo la utiliza el lechero, el obrero o el vendedor de tacos de canasta.  Para mí es un medio de transporte que solucionaría muchos problemas de movilidad, aparte, Tlaxcala es chico, caminando se llega a todos lados, y en bici más rápido.

Sí, recuerdo que de pequeño, pensaba que la bici sólo era para jugar, dejé de pedalear un tiempo y cuando salí de la prepa, me puse a trabajar en vacaciones y con el dinero que junté me compré una bicicleta, la quería sólo para hacer ejercicio, en ese tiempo rodar cuatro o cinco kilómetros era mucho para mí, y lo hacía cada semana; que gracioso. ¡Chofer! Vienes atrás de mí, me rebasas, la parada está a cincuenta metros adelante, y aunque la chica está de buen ver, es molesto que orilles tu combi ¡y te me cierres! ¡Venimos en subida! Ya perdí  el ritmo… Lo que digo ¿quién está consciente de que la bicicleta también es un medio de transporte? Me hace regresar a lo que venía pensando, cinco kilómetros en bici los hago en veinte minutos más o menos, si me subiera a la combi, seguro hago diez minutos más por el mismo trayecto. De esto me di cuenta al entrar a la universidad, cuando empecé a utilizar la bici como transporte; en la combi, de mi casa a la escuela hacía casi media hora y todavía medio dormido, mientras que pedaleando llegaba en quince minutos y despierto.

He visto que los chavos empiezan a utilizar la bici para moverse de un lugar a otro, eso me da gusto. Un día, platicando con un señor que decía que eso de usar la bici es sólo una moda, que pronto se quitará. Y puede ser que algunos sólo lo hagan por diversión, pero creo que de diez que empiecen a utilizar la bicicleta, todos verán sus beneficios y la mitad lo tomará como un hábito porque haces ejercicio y mejora la salud, aparte uno se olvida de problemas de tránsito, estacionamiento, gasolina, tenencia, taller (mantener una bici es barato),  y si viajas en transporte público te olvidas de ir apretado y peleándote con el chofer, bueno a mí me molestó la acción del chofer hace rato, pero ya se me pasó. Porque eso sí, andar en bici me pone de buenas, no sé por qué, pero me pone de buen humor… ¡Cuidado! Eso de que bajan del auto sin mirar si viene alguien… Como sea; recordé la vez que discutía por teléfono con mi novia y típico, ella del coraje que me cuelga. Y bueno, eso me hizo enojar y pensé –a ver si estando frente a ella también me cuelga ¡me va a escuchar!-. Tomé mi bici y empecé a pedalear, llegué a su casa y mientras salía vi que prácticamente no me tardé; cuando ella abrió la puerta y me vio con cara de “no te quiero ver” me pregunta -¿Qué haces aquí?- y yo –pues venia enojado a reclamarte, pero ya se me quitó el enojo-. Es más, ahora que lo recuerdo me vuelve a hacer sonreír.

Jaja… lo que digo, es tan versátil la bicicleta, como ese señor que lleva a su hijo en un huacal que montó en el portabultos. A la gente que me pregunta que ¿por qué me gusta tanto la bici? Les digo que por la sensación de libertad que me provoca, como ahora mismo, vengo montado camino al trabajo y es como si fuéramos una sola cosa, como una transformación de mis piernas en ruedas que me permite ir más rápido utilizando mi propia fuerza, me da la sensación de conexión con el mundo y creo que se nota, porque me ha pasado que voy junto a los autos y los niños me saludan, con las personas que caminan las alcanzo a ver a los ojos y nos sonreímos, eso me gusta mucho porque también me hace estar en contacto conmigo.

Espero que vaya creciendo el uso común de la bicicleta como medio de transporte, a veces cuando escuchamos la palabra activismo se nos vienen a la mente imágenes de marchas, encadenados, huelgas… pero pienso que con la bici se puede hacer activismo de uso, por nombrarlo de una manera. Y me refiero a que con el ejemplo personal es más fácil convencer a las personas que se unan a una causa, en este caso la bicicleta, que de verdad, no deja de sorprenderme. Por eso quisiera que aquí en Tlaxcala, en donde cada vez hay más autos y menos calles, la gente la utilizará otros medios como caminar o andar en bici; como digo, siempre pone de buenas.

Bueno, ya llegué, sin problemas ni de tránsito y bien despierto. Solo encadeno en esta reja mi bici, veo que hay otra un poquito más allá, cosa que me alegra mucho, y ahora sí, sólo cierro el candado y listo, a trabajar.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Tu Historia. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s